Como detectar clientes morosos II

En este artículo volvemos a hablar sobre los datos que hemos de tener en cuenta y debemos observar antes de realizar una operación comercial. ¿Cuáles son las pautas a seguir para detectar la solvencia de nuestro eventual cliente? ¿Que debemos comprobar antes de proceder a una gran operación comercial con un cliente de desconocida o dudosa reputación?

En la primera entrada relativa a este tema, hablábamos de comprobar, en el momento de entablar una relación comercial, la proporción de la transacción mercantil y la capacidad o el volumen de negocio que tiene el cliente.  Esta información se podrá obtener consultando una serie de datos como por ejemplo el número de trabajadores que emplea, su volumen de negocio o pedir referencias a conocidos que operen en el mismo sector que nuestro cliente.

Si tenemos acceso a los datos del registro mercantil, podremos comprobar si la actividad que realmente ejerce se corresponde con el objeto social declarado.  Es conveniente indagar con más ahínco si la empresa tiene múltiples actividades en el objeto social. Este tipo de negocios suelen presentar muchas  mas anomalías a la hora de pagar.

Si hablamos de referencias, quien nos pueden aportar información muy valiosa es nuestro equipo comercial, en caso de tenerlo. Los comerciales son los que mejor conocen a los clientes y son los que generalmente tienen mayor información directa sobre su situación y circunstancias. Del estado y orden de las instalaciones, del personal que trabaja allí y del movimiento observado se puede sacar muchas conclusiones sobre el estado y situación en el que se encuentra nuestro cliente.

Si tenemos acceso al Registro Mercantil, deberemos prestar atención a los depósitos de las cuentas anuales realizados. Debemos ser precavidos con aquellas empresas que no han depositado en los últimos ejercicios las cuentas anuales en el registro mercantil. Si así ha ocurrido tenemos que saber que es un indicio de serios problemas de gestión o de una situación de insolvencia de hecho.

Tagged with: , , , , ,
Posted in Autónomos, futuros clientes, Impagos, Morosos, operación arriesgada, patrimonio del deudor, PYMES, solvencia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*